¿Alguna vez viste un programa de cocina y notaste cuánto esfuerzo ponen los chefs en la presentación una vez que el plato está listo?

O entras en un supermercado que vende diferentes productos de distintas marcas, te das cuenta que cada producto tiene un embalaje diferente.

Incluso cuando vas a un restaurante y pides una tarjeta de menú para pedir o elegir un plato, te das cuenta que cada restaurante tiene una tarjeta de menú diferente, a pesar de que tienen los mismos platos.

Alguna vez te preguntaste ¿por qué?

Lo has adivinado bien. Todo se reduce al diseño gráfico. Porque los diseños determinan cómo percibes un producto. El marketing y la psicología van de la mano y el diseño lo ayuda a sentirse de cierta manera o evoca ciertas respuestas.

En definitiva, el diseño gráfico para empresas es en efecto una representación visual de lo que es una empresa. Es una forma de comunicación visual que comunica una idea, vende un producto o atrae a un cliente.

"Una imagen vale
más que mil palabras"

Demasiada razón; la comunicación es una parte fundamental

para cualquier negocio. 

"Una imagen vale
más que mil palabras".

Demasiada razón; la comunicación es una parte fundamental para cualquier negocio. 

Un buen diseño mantiene
tu marca memorable

El papel del diseño gráfico va más allá de logos y sitios web. La experiencia del usuario, las garantías de marketing adicionales y las ayudas visuales producidas por una organización, comunican la información de una manera práctica, útil, interesante y cohesiva. 

El uso del diseño gráfico como un medio para resolver problemas, es una gran manera de aumentar el reconocimiento de la marca, la eficiencia, la productividad y la comunicación, al tiempo que refuerza un mensaje expresado.

Si quieres que tu
Audiencia te recuerde
De una buena manera

Debes causar una buena impresión.

El papel del diseño gráfico va más allá de logos y sitios web. La experiencia del usuario, las garantías de marketing adicionales y las ayudas visuales producidas por una organización comunican la información de una manera práctica, útil, interesante y cohesiva.

El uso del diseño gráfico como un medio para resolver problemas es una gran manera de aumentar el reconocimiento de la marca, la eficiencia, la productividad y la comunicación al tiempo que refuerza un mensaje expresado.

¡Bien, hagamos una breve prueba!

 Piensa en las computadoras. ¿Cuál es el primer nombre que te viene a la mente? El 90% del tiempo es Apple.

Piensa en un automóvil de lujo, ¿Cuáles son algunos de los nombres que se te ocurren?
Audi y BMW, ¡apuesto que si!

¿Ropa deportiva?
Nike y Adidas.

¿Quieres fotocopiar documentos? ¿El primer nombre que me viene a la mente ...?
¡Fotocopia!

Estos nombres son 'Marcas', que de hecho, muchas personas piensan o conocen como un verbo.

El diseño gráfico
está en todas partes.

Es un ingrediente esencial para establecer tu presencia en el mercado.

✅Una marca efectiva minimiza la necesidad de grandes iniciadores de mercadotecnia para cada nuevo producto, ya que el consumidor tiene una comprensión preestablecida de la calidad, confiabilidad y propósito del producto.

✅La identidad dicta los tipos de empleados, la apariencia, el embalaje del producto y las características físicas de la tienda. Estos atributos permiten a los clientes identificar y relacionarse con una empresa al otorgarle cualidades reconocibles, incluso parecidas a las humanas.

✅Las empresas pueden ser energizantes, compasivas y confiables.

✅Los clientes que pueden relacionarse con una empresa crean un vínculo emocional.

✅Las conexiones sólidas con una marca conducen a una alta lealtad de los clientes, mayores ganancias y publicidad de boca en boca beneficiosa.

 

En definitiva, a día de hoy resulta imprescindible que las empresas tengan una identidad corporativa, con el fin de tener una imagen atractiva, atrayente, memorable y acorde al estilo de la empresa. Y es realmente importante que sea haga al principio, cuando la empresa está comenzando su actividad. Es en ese momento cuando debemos posicionar nuestra marca, darla a conocer a los usuarios y que conozcan desde el primer momento qué ofreces, cuáles son tus valores y si son acordes o no a sus necesidades como usuario.

Tratar de modificar la identidad corporativa cuando una empresa lleva ya algo de tiempo desarrollando su actividad, es algo más complicado, porque los clientes ya se han hecho una imagen de la misma e intentar modificarla y amoldarla a la nueva “filosofía”, es más complicado.*

¡Deja que el diseño gráfico hable por tu marca!